EL ACERTIJO MAS DIFICIL DEL MUNDO

Parecy también muy complicado, pero en verdad se trata de un simply también inconveniente dy también lógica. ¿Te animas a intentarlo?


*

¡Un calvo!

Como el anterior, hay acertijos que inclusive parecen chistes, y si lo pensabas… no, esy también no es el acertijo más bastante difícil del mundo. Solo es un ejemplo de de qué manera podemos retar a nuestro cerebro para localizar la contestación lo más veloz posible. De acuerdo a El País, el acertijo más difícil del mundo dice lo siguiente:

Tres dioses A, B y C se llaman Verdad, Falso y aleatorio (no necesariamente en ese orden). Verdad siempry también dicy también la verdad, Falso siempre miente y la contestación de azaroso puedy también ser verdadera o falsa. ¿Sabrías decir quién es A, B y C, haciendo solo tres preguntas cuya contestación sea sí o no? Espera, hay más: los dioses contestarán en su idioma. Sus palabras para sí y no son ‘da’ y ‘ja’, pero no sabes qué significa cada una.

Tu lees esto: El acertijo mas dificil del mundo

Puedes hacerly también más de una pregunta al mismo dios (y, por tanto, que algún dios no responda a ninguna pregunta).


Cuál sea la segunda pregunta y a quién se la formules puede depender dy también la respuesta que ty también den a la primera pregunta (lo mismo para la tercera).


azaroso responderá con la verdad o la patraña tal y como si arrojara una moneda mentalmente: si saly también cara, dirá la verdad; si saly también cruz, hablará falsamente.

aleatorio responderá da o ja indistintapsique toda vez que se le haga una pregunta cuya respuesta sea sí o no.

Ver más: Organizacion Social De La Civilizacion Mesopotamica, Mesopotamia Economía Y Sociedad

*

¿Lo entendiste? Esty también no es un acertijo común, verdaderamente sy también lo conoce como el acertijo lógico más bastante difícil de la historia, y fue nombrado de este modo por Georgy también Boolos en el momento en que lo publicó en The Harvard Review of Philosophy en 1996. Él acredita a Raymond Sullyman, matemático, mago y concertista neoyorkino, como el creador del acertijo, y a John MacCarthy, científico computacional, por incorporar la dificultad de no saber qué significa da o ja.

La respuesta

según El País, la mejor manera dy también encontrar la solución al acertijo es por medio de estas preguntas:

1. Sy también ly también pregunta al dios B: Si yo ty también preguntara si A es Aleatorio, ¿responderías ja?. Si B respondy también ‘ja’, o B es aleatorio (y responde de forma aleatoria) o B no es azaroso y la contestación indica que A es Aleatorio. En cualquier caso, C no es Aleatorio. Si B responde ‘da’, o bien B es azaroso (y responde dy también forma aleatoria), o B no es aleatorio y la respuesta indica que A no es Aleatorio. En esty también caso, A no es Aleatorio.

2. Nos dirigimos a uno dy también los quy también ya sabemos quy también no es aleatorio merced a la pregunta precedente (A o C) y ly también preguntamos: si yo ty también preguntara si tú eres Verdad, ¿responderías ‘ja’? Como no es Aleatorio, un ‘ja’ quiere decir que él es Verdad y un ‘da’ indica que él es Falso.

3. Al mismo dios sy también le pregunta: Si ty también pregunto si B es Aleatorio, ¿tu contestación sería "ja"? Si responde "ja", B es Aleatorio. Si responde "da", el dios al quy también no hemos preguntado todavía es Aleatorio. El quy también queda se puedy también identificar por eliminación.

Ver más: Como Se Liquida La Seguridad Social : Cotización / Recaudación De Trabajadores


{así es como |esde esta manera determinas a los dioses, y si crees quy también es bastante complicado, bienvenloco al club. Finalmente, B. Rabern y L. Rabern crearon una paradoja a partir del acertijo. Conforme ellos, un dios, confrontado a una paradoja no podría decir ja ni da, con lo que no contestaría. Por ejemplo, si sy también le pregunta a Verdad: ¿Vas a responder esta pregunta con la pregunta que significa no en tu lenguaje? Es una imposibilidad para un dios que sólo dice la verdad, por lo que según ellos, su cabeza explotaría. De esta manera como la nuestra tras procurar resolver el acertijo sin ayuda.