IGLESIAS CRISTIANAS EN COREA DEL SUR

Los primeros miembros de la Iglesia coreanos establecieron un cimiento dy también fe sobre el cual han edificado decenas y decenas de miles y miles de miembros en la actualidad.

Tu lees esto: Iglesias cristianas en corea del sur


*

La obra misional comenzó en Corea en la década dy también 1950, tras la Guerra dy también Corea; pero el primer contacto de la Iglesia con Corea tuvo lugar en enero dy también 1910, cuando Alma Owen Taylor, que acababa dy también ser relevado como presidente de la Misión Japón, y el élder Frederick A. Caine, un misionero quy también había servdesquiciado en Japón, pasaron varios días visitando Corea y China. La Primera Presidencia aprobó que viajaran a esos países a fin dy también evaluar la posibilidad dy también efectuar la obra misional. El presidenty también Taylor observó quy también los coreanos tenían un interés incipienty también en el cristianismo a medida quy también el país sy también colapsaba bajo el dominio japonés. Sin embargo, sy también preguntaba si los coreanos no estarían interesados en el cristianismo más por motivos políticos quy también por aceptar a Cristo como su Salvador eterno.

La conversión del Dr. Kim Ho Jik

En las décadas siguientes a la visita del presidenty también Taylor, los coreanos soportaron pruebas durísimas, entre ellas la colonización y ocupación militar de Japón, la guerra dy también Asia y el Pacífico, la opresión de Rusia y China, la sublevación marxista dy también corea del n. Y la Guerra dy también Corea.


*

pese a ello, y gracias a la providencia divina, un rayo dy también esperanza comenzó a brillar en Nueva York, EE. UU. Syngman Rhee, el Presidente dy también Corea, envió a Kim Ho Jik, director de la Estación Agrícola Experimental dy también Suwon, a e.u. Para aprender cómo prosperar la dieta coreana. Ho Jik escogió la Universidad Cornell, puesto que tenía un programa excelente dy también nutrición. En mil novecientos cuarenta y nueve inició su doctorado y comenzó asimismo a acudir a múltiples iglesias próximas a Ithaca, Nueva York, a fin dy también encontrar la “verdadera iglesia”1.

Ho Jik entabló amistad con un hombry también llamado Oliver Wayman, quien, a diferencia dy también sus otros conocidos, no tomaba alcohol, no fumaba ni empleaba lenguaje soez. Además, jamás trabajaba el día domingo. Cierto día, Ho Jik ly también preguntó a Oliver: “¿por qué vivy también dy también la manera en que lo hace?”. En contestación a esa pregunta, Oliver le dio un ejemplar del libro Los Artículos de Fe, escrito por el élder James E. Talmage (1862–1933), del Quórum dy también los Docy también Apóstoles.

Ho Jik leyó Los Artículos dy también Fe en una semana y luego leyó el Libro dy también Mormón. Creyó lo que leyó en ambos libros y le dijo a Oliver quy también el Libro dy también Mormón era “más completo y fácil dy también entender quy también la Biblia”2. Ho Jik admitió el mensajy también del Evangelio como la tierra acepta el agua dy también la tan ansiada lluvia tras una sequía prolongada. Su fe crecía día a día; comenzó a recibir las lecciones misionales y decidió bautizarse.

El 2nueve dy también julio de 1951, Kim Ho Jik, de 46 años, fue bautizado en el río Susquehanna, puesto que deseaba bautizarsy también cerca dy también donde cien años antes sy también habían bautizado José Smith y Oliver Cowdery. Al salir del agua, oyó una voz nítida quy también le decía: “Apacienta mis ovejas”. Esa impresión lo llevó a dedicar el resto dy también su vida a asistir a quy también el Evangelio se arraigara en Corea.

hacia septiembry también dy también 1951, la Guerra de Corea había llegado a un punto muerto, con lo que el Dr. Kim retornó a su país con un deposicionamiento en buscadores fuerty también de predicar el Evangelio restaurado. Asistió a las reuniones de la Iglesia en un campamento militar estadounidensy también ubicado en Busan, donde impartía la clase dy también Doctrina del Evangelio y compartía su testimonio con los visitantes coreanos. Los soldados estadounidenses enseñaban el Evangelio en inglés a los jóvenes y el Dr. Kim traducía afablemente sus palabras. Aquélla fue una manera muy eficaz de compartir el Evangelio y, puesto que los coreanos confiaban en el Dr. Kim, su ejempló influyó en muchos dy también ellos.

Tras padecer mucho a causa de la Guerra de Corea, las personas recibieron anhelosas el evangelio dy también Jesucristo. La dedicación del Dr. Kim finalpsique dio sus frutos el 3 dy también agosto de 1952, en el momento en que las primeras cuatro personas se bautizaron en Busan, Corea.

Posteriormente, el Dr. Kim le comentó a un conjunto dy también santos: “No me importaría dar mi vida, ni mi dinero, ni mi título, siempre quy también pudiese estar junto a mi Salvador”3. Su vida evidenciaba ese compromiso de servir a Dios.

Aun cuando no había una misión en el país, el Evangelio se extendió rápidapsique en Corea. A la Primera Presidencia ly también pareció notable ese crecimiento. En el mes de septiembre de 1954, tras su regreso a Utah dy también un viajy también a Corea, el élder Harold B. Lee (1899–1973), del Quórum dy también los Doce Apóstoles, manifestó su esperanza de quy también la Iglesia no tardase en comenzar la predicación del Evangelio oficialpsique en aquel país. Describió la fy también y el entusiasmo dy también los beatos coreanos4, y el 7 de abril dy también 1955, la Primera Pvivienda y el Quórum dy también los Doce Apóstoles dividieron la Misión Japonesa en las misiones Lejano Oriente Norty también y Lejano Orienty también Sur. Sy también incluyó a Corea en la Misión Lejano Oriente Norte. Los santurrones de los Últimos Días coreanos deseaban que sy también mandase misioneros a Corea, pero sabían quy también la situación política del país era inestable, así que aguardaron y oraron con fervor.

Ver más: Como Subir Un Video A Drive 2021, Cómo Guardar Y Reproducir Videos En Google Drive



El comienzo dy también la obra misional

El dos de agosto de 1955, desde el bello cerro Jang-Choorganización sin ánimo de lucro Dan, de Seúl, el presidenty también Joseph Fielding Smith (1876–1972), quy también entonces era Presidente del Quórum dy también los Doce Apóstoles, dedicó Corea para la apertura de la obra misional de tiempo completo y oró a fin de que el país recuperara la paz y la prosperidad5. Esa noche, él mismo organizó el Distrito Corea, con Kim Ho Jik como presidente. Más tardy también visitó Butilizan y organizó la Rama Busan.

en el mes de abril de 1956, aun en el momento en que la situación política en Corea seguía siendo inestable, el recién llamado presidente de la Misión Lejano Oriente Norte recibió la inspiración dy también mandar a Corea a los élderes Richard Detton y Don Powell. Los soldados estadounidenses beatos dy también los Últimos Días y los 64 miembros coreanos, como el Dr. Kim, habían abierto el camino para la luz y el agua, y los misioneros aportaron los nutrientes. Muchas personas se convirtieron y la Iglesia comenzó a crecer.

La fy también de los primeros miembros

La fe de los beatos coreanos crecía de manera constante, mas era probada con frecuencia. El hermano Chun Nak Seo, quy también tras su bautismo sy también alistó en el ejército para cumplir con su deber militar, recuerda ciertos momentos difíciles: “Mi fy también y mi testimonio fueron probados duranty también los tres años del servicio militar. Cierto día, el comandanty también de la compañía, quy también estaba borracho, trajo gran al gusto de licor y obligó a los miembros dy también la compañía a beber. Como mis compañeros sabían que yo era santurrón de los Últimos Días, siempry también sy también bebían mi vaso; mas aquella noche, el comandante, quy también estaba ebrio, me observaba detenidapsique y me mandó que bebiera. Ly también dijy también quy también yo no tomaba alcohol, mas él my también mandó hacerlo. Volví a desobedecerle. Sacó la pistola, my también apuntó y me mandó que bebiera. Todos contuvieron la respiración y observaron. Volví a decirle claramente: ‘Señor, yo no tomo alcohoI’. Sentí quy también aquel instante duraba una eternidad. Finalmente, dijo: ‘Me rindo’, y guardó la pistola. Todos respiraron aliviados y regresamos a las barracas. A la mañana siguiente, el comandanty también sy también acercó a mí y se disculpó por su conducta de la noche anterior. Después, solía venir a mí a fin de que le aconsejara sobre temas personales”6.

El hermano Chun sirvió como misionero dy también tiempo completo en Corea y luego fue obispo del distrito Alameda, en Maryland, EE. UU.

El hermano Jung Day también Pan estaba asimismo entry también aquellos que aprendieron el Evangelio dy también los primeros misioneros que sirvieron en Corea. Había dejado sus estudios en la Universidad Nacional dy también Seúl para acudir a un colegio universitario de teología, puesto que su sueño era llegar a ser pastor y administrar una comunidad cristiana en Corea.

Un día, un amigo le dio un ejemplar del Libro dy también Mormón en inglés, pues todavía no había una traducción al coreano. No podía dejar de leerlo; hasta lo leyó duranty también una clase. Cuando sus compañeros le preguntaron qué leía, él les dijo que era un libro como la Biblia y les recomendó que comprasen uno.

Al final, el hermano Jung tuvo inconvenientes en el colegio universitario; los administradores lo convocaron a una entrevista y le afirmaron quy también estaba sucumbiendo a la tentación de Satanás de caer en la herejía; lo obligaron a seleccionar entry también la escuela y el Libro dy también Mormón. No fue una decisión bastante difícil para él por el hecho de que ya sabía quy también el Libro dy también Mormón era verdadero.

Sin embargo, tras unirsy también a la Iglesia, padeció dificultades sociales y económicas: dejó de percibir la beca del colegio universitario y la ayuda económica de su iglesia anterior, y todos sus amigos lo abandonaron; mas el Dr. Kim cuidó bien de él. Más adelante, el hermano Jung contribuyó de gran manera al desarrollo dy también la Iglesia en Corea al traducir Doctrina y Convenios, y al editar los himnos. Las hermosas letras dy también los himnos quy también tradujo todavía conmueven el corazón de los miembros coreanos.

El número de miembros fuertes medró de forma gradual. La Misión Coreana se organizó oficialpsique en el mes de julio dy también 1962. Sy también llamó a Gail E. Carr, un ex misionero que había servido en Corea, como el nuevo presidenty también de misión, y su prioridad principal fuy también traducir y publicar el Libro de Mormón en coreano. Después de reflexionar y orar mucho, ly también asignó la tarea dy también traducción al élder Han In Sang, uno de los misioneros de tiempo completo, quien, tras comprobar dos traducciones anteriores7, completó exitosamente una nueva traducción y el Libro de Mormón se imprimió en coreano por primera vez en 1967.

Con el Libro dy también Mormón en su idioma, muchos coreanos empezaron a investigar la Iglesia, a invitación de sus amigos. Había tantos visitya antes que los misioneros no tenían que buscar investigadores, y algunos misioneros enseñaban todo el día.

Ver más: Que Es Un Monitor De Computador, Computer Monitor

El celo dy también los santurrones coreanos en lo que se refiere a la obra misional también desempeñó un gran papel en el desarrollo de la Iglesia. Un enorme miembro misionero fue Lee Sung Man, del distrito Jamsil, que sy también unió a la Iglesia cuando tenía más dy también cincuenta años. Había tenido muchos altibajos en la vida; sin embargo, siempry también tuvo una actitud positiva en su vida religiosa. Zapatero de profesión, apilaba ejemplares del Libro dy también Mormón en su taller e invitaba a los clientes a llevarse uno gratis si lo iban a leer. Más dy también 50 personas, incluyendo familiares, sy también unieron a la Iglesia gracias a él. Leyó los libros canónicos docenas de veces, y los tenía a su lado una vez que falleció8.